Rangún día 2.

by

Pagoda Shwedagon. El autor frente a su avatar.Después del maravilloso desayuno nos vamos a la pagoda Shwedagon, icono del país y con entrada de pago. ¿Tenemos algo así en España? Quiero decir que sea un único representante de todo el país y que no sea el toro de Osborne que me parece que a los de ERC no les gusta.

El taxi nos deja en una entrada con ascensor que te lleva hasta la plataforma donde está la gran estupa. La simpática taquillera me dice que ahora es la “spanish season”.

Una gran cúpula dorada de casi 100 metros y maciza. Aunque de origen más antiguo la actual es del siglo XVIII. Una de las historietas de esta pagoda está la de dorar su estupa. Un rey ofreció su peso en oro para cubrirla con pan de oro. Era un escuálido: 40 kilos. Otro más generoso, el cuádruple de su peso. Lo mejor la leyenda que describe la guía: (las acotaciones entre paréntesis son mías):

“Dos hermanos mercaderes conocieron a Buda. Éste les dio ocho de sus cabellos para que los guardasen en Birmania en un lugar sagrado. (Eso ya es tener clara conciencia de la importancia de uno mismo, aunque seguramente todos los fundadores de religiones o sus epígonos han hecho lo mismo). Los dos hermanos y el rey de esta región de Birmania con la ayuda de unos cuantos espíritus encontraron la montaña donde estaban guardadas las reliquias de los Budas anteriores. (Necesito la ayuda de un piadoso budista para distinguir a Buda de los otros Budas). Se construyó la cámara que iba a albergar los pelos y cuando estos se sacaron de su caja dorada sucedieron los siguientes acontecimientos:.. hubo un tumulto entre hombre y espíritus…los rayos emitidos por los pelos penetraron hacia arriba hasta los cielos y hacia abajo hasta el infierno…los ciegos vieron…los sordos oyeron…el tonto habló “con toda claridad” (traducción de “distinctly”, que no veo la relación entre ser tonto y hablar con claridad. Conozco a varios que no tienen un pelo de tontos y que no se les entiende nada)…la tierra tembló…los vientos del océano soplaron…el monte Meru tuvo dos sacudidas (esta montaña es el centro del universo en la mitología hindú)…los relámpagos destellaron…llovieron piedras preciosas hasta la altura de la rodilla…todos los árboles del Himalaya florecieron y dieron frutos aunque no era la estación…” Y el redactor de la guía acaba diciendo: “por suerte los cabellos de Buda no se sacan a la luz todos los días”.

Seguro que lo anterior os suena en algunas de sus manifestaciones a otras religiones.

Sigo con la pagoda actual. Es un monumento impresionante. Hay muchos birmanos visitándola y rezando. Caen algunos chaparrones. Deambulas siguiendo el rito budista de hacerlo en el sentido de las agujas del reloj. Seguimos sin ver extranjeros y dado lo maravilloso del lugar me sorprende mucho. Pasamos por la estupa dorada “más antigua”. No pueden acceder a su base las mujeres. ¡Vivan las religiones igualitarias! Dado lo que se ve no se pierden mucho, pero sería igual si allí estuviese la Piedad de Miguel Angel o regalasen tortillas de alcachofas. Yo tengo que inscribirme. Soy el primer extranjero del libro. No me creo que sea el primero así que no lo entiendo. A un monje que hace la visita al mismo tiempo que yo le pregunto el porqué de la prohibición de las mujeres. “Porque es un lugar sagrado y tiene reliquias de Buda”. La razón no puede ser más convincente. La Revolución Francesa y la Ilustración se quedaron sin pasar por muchos sitios y muchas mentes. Pues parecía un monje culto y su razón no podía ser más estúpida. Para acabar otra historieta continuación de la primera. Después de guardar las reliquias dentro de una cámara se cerró con una lápida cubierta de oro. Encima se construyó una estupa de oro. Encima otra de plata. Y otra de estaño encima. Otra de cobre luego. Y una de plomo sobre ella. Luego una de mármol. Para acabar se cubrió de ladrillos. Bonita historia, ¿no?

Consejo práctico: como la gran pagoda tiene cuatro entradas si dejas el calzado en la entrada tienes que volver a salir por el mismo lugar. Mejor llevártelo contigo.

Al acabar la visita nos vamos a ver como están los billetes de autobús para Mandalay. Sacamos uno para mañana. Autobús moderno, aire acondicionado y asientos reclinables. O eso nos han dicho pues la venta de billetes esta a varios kilómetros de la estación de autobuses. Sale a las cuatro y media de la tarde y llegamos a las 7 de la mañana. Casi 15 horas. Además nos llevan hasta la estación con una furgoneta pero hay que estar a las dos de la tarde. Se lo toman con tiempo.

Volvemos al centro y encontramos una cafetería tipo cadena de comida rápida llena de jóvenes.

Acabamos la tarde buscando una óptica. Resulta que todas las ópticas de esta ciudad están en la misma calle. Igual hay cien juntas. O más. Luego cena en un restaurante tailandés cercano.

Ha llovido mucho y en algunos lugares del centro es un problema atravesar las calles. Lo mejor es llevar chanclas y que no te de asco meterte en charcos de más de 20 centímetros de profundidad de color que van del gris perla al negro azabache.

Antes de llegar al hotel veo un lugar con internet que cuesta la mitad del de ayer y encima entras en las web de correo sin problemas. La velocidad sigue siendo la misma. Y vuelvo a comprobar el acierto, o mejor el desacierto, de tener una cuenta de ONO de correo electrónico. Me gustaría saber quien diseñó su página de bienvenida. Tarda cinco veces más que la de Terra y quince que la de Gmail (aunque ésta es de correo puro). Lo pongo en tantos por ciento: la página de bienvenida de ONO tarda 500% más que la de Terra y 1500% más que la de Gmail en abrirse. Y las páginas sucesivas son aún peor.

NB.
No me quedo tranquilo con lo de “el tonto habló con toda claridad” y busco la guía. Dice que el que habló con toda claridad fue el “dumb” y resulta que en inglés esa palabra significa “tonto” pero también “mudo”. Caritativa lengua el inglés, ¿no?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s