52. Japón 2016. 5 de abril, martes. Trigésimo sexto día de viaje. Desde Doha a Madrid.

by

El aeropuerto de Doha es de los que te cabrean por el derroche de lujo que muestra. Además el primer contacto (los aseos) no ha podido ser peor: amigo, ya no estás en Japón.


Nada más llegar a Doha en la zona comercial un gran anuncio de “Armani Junior” con dos niños de raza indefinida. ¿Se puede ser más estúpido? Marisa me hace observar que si los papás se visten en Armani ¿por qué no lo van a hacer sus vástagos? Luego una tienda de “Victoria Secret” donde parece que solo venden perfumes. Yo pensaba que esa firma lo que comercializaba eran bragas y sujetadores pero seguramente a los pudibundos gestores del aeropuerto no les ha parecido conveniente. Y por supuesto ningún póster de una de los “ángeles” de esa marca. No pienso volver a comprar allí.


Para compensar la falta de anuncios glamurosos delante del horrible “oso-lámpara” hay una obesa y colorida negra haciéndose fotografías. Que no he podido resistir la tentación.


Luego una cafetería de las de “viva el lujo y quien lo trujo”.


Voy a unos lavabos y da la casualidad que es el que utilizan los empleados del aeropuerto: está lleno de ellos y quieren conservar sus puestos de trabajo, así que no se esfuerzan en dejarlos limpios después del uso. Y es que debe ser el aeropuerto con mayor número de empleados por pasajero. Y ninguno catarí: filipinos, indonesios, bangladesíes, indios nepalíes,…Los cataríes son pasajeros de porte distinguido con sus túnicas blancas inmaculadas. Nunca he visto a uno de estos después de un viaje de 12 horas, pero seguramente es que viajen en primera. O más.


Otra nota diferencial con Japón: ya se ven muchos gordos y gordas. Precisamente en el vuelo a Madrid me ha tocado delante un joven obeso que cada vez que se movía hacia temblar todo mi asiento. Que le he tenido que pedir un poco de tranquilidad, aunque la cara que ha puesto no ha sido amigable. ¿Quién ha dicho que los gordos son bondadosos?


Un detalle interesante si estás en tránsito y es larga la espera: hay zonas de descanso con una especie de hamacas y con el suelo de moqueta donde algunos dormitan.
Y en todos los vuelos de esta compañía te tienes que tragar las normas de seguridad con la actuación de los futbolistas del Barcelona. Y vuelvo a sentir vergüenza de ver a las señoras desmelenadas al paso de un futbolista que ni siquiera es George Cloony o Gregory Peck. ¿Dirán algo del anuncio las feministas de la CUP y del JPS cuando viajen en Qatar Airways?
En el vuelo me toca de compañero de asiento a un indio que va a Francia con escala en Madrid. Trabaja en una compañía de cruceros lo que para mí es bastante curioso pero quizás para los cruceristas sea algo normal que los empleados sean indios. Y este es verdaderamente un indio: nada más tocar tierra en Barajas se quita el cinturón. Y no se ha levantado porque se le veía un poco tímido.


Al salir de Doha Marisa puede hacer un par de fotografías y el espectáculo de los rascacielos es impresionante.Luego todo desierto.


En él se ven de vez en cuando unos pequeños campos verdes con alguna casa. No sé si serán instalaciones agropecuarias o la residencia de algún magnate. O ambas cosas: un magnate al que le gusta vivir en una granja como decían que hacía el extinto Sr. Gadafi. Por cierto, ¿ya nadie recuerda que le regaló un caballo al Sr. Aznar? Se llamaba “El rayo del líder”. No sé por cual de los dos lo bautizarían así. ¿Qué habrá sido del jamelgo?


El mapa del recorrido muestra que estamos en el Mediterráneo encima de la “depresión de Herodoto”. A este ilustre viajero lo descubrí gracias a otro ilustre viajero, Kapuściński, y al ver su nombre en aquella pantallita me hace pensar en la envidia que tengo de sus viajes y de lo mucho que falta por conocer.


Cerca de Madrid seguimos con el mapa que te indica la dirección de La Meca, la diferencia es que ahora los otros puntos de referencia son menos exóticos que antes y así tenemos por ejemplo Cuenca.


Y la última ya en tierra nos dice que estamos a 15 km de Madrid y a 4616 de la Meca.


Y así después de 7 horas de viaje llegamos a Barajas donde nos espera nuestro hijo.
Se acabó el viaje pero no las crónicas de este viaje. En los próximos publicaré los “finales”.
Este año, 2016, hemos vuelto a Japón pero en un viaje más corto, 22 días, del 25 de agosto al 15 de septiembre pero la diferencia es que lo hicimos con nuestro nieto mayor, Mario, aunque visitamos ciudades que ya lo habíamos hecho en anteriores ocasiones, excepto Osaka. Si tengo tiempo hare una adenda como resumen de esos días.
Las fotografías de Marisa, como siempre, las puedes ver en Flickr. Las de Japón de este viaje están en esta colección

donde podrás encontrar todos los álbumes, uno por cada ciudad.
Aquí te copio las instrucciones de otras ocasiones por si eres nuevo en este menester.
_____________________________________________________________________________
El conjunto general de todas las fotos están en este enlace

Las fotos están organizadas en álbumes. Se pueden acceder a ellos con este enlace

Estos álbumes aparecen en el orden en que se cargaron. Dentro de cada álbum aparecen las fotos relacionadas con su título.
Algunos de estos álbumes están agrupados en colecciones que a su vez se agrupan en otras colecciones. Se pueden acceder a ellas con este enlace
Así si eres realmente fanático de fotos de viajes tenemos aquí una colección con todas las fotos de los viajes.

Finalmente, las mejores fotos de todas según el criterio de Flikcr están en el álbum llamado “Explore” en este enlace

Ahora la forma de ver las fotos si no conoces Flickr, donde además de las nuestras puedes encontrar millones de maravillosas fotos de autores de todo el mundo.
Colocando el cursor sobre cualquiera de ellas aparecerá el nombre de esa foto con alguna breve descripción.
Si haces click con el ratón encima de cualquiera de las fotos te aparecerá solamente esa foto en pantalla y con dos flechas de navegación a derecha e izquierda que permiten avanzar o retroceder en el pase de las fotos de ese álbum.
Si se hace click en una pequeña flecha en sentido diagonal que hay en la parte superior derecha de la foto se ve ésta con mayor tamaño. Recomiendo esta opción aunque dependiendo del tamaño de la foto puede tardar algún segundo más el mostrarse con total definición en la pantalla.
Descarga de fotos. Para descargar una foto hay que hacer click sobre un icono con una flecha y un guión debajo que está situado en la parte inferior derecha (cuando no está en modo expandido). Entonces te sale un desplegable para que selecciones el tamaño, le das al “descargar” y la foto se te descargará en el lugar que habitualmente tengas marcado para este fin.

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s