24. Kampot I.

by

Un mercado en KampotDespués de Siem Reap volvemos a encontrar en Kampot un “merece la pena el viaje” que dicen algunas guías. Ayer la ciudad nos gusto mucho y hoy ha sido el viaje a Bokor.
Primero nos cambiamos de hotel. Este ya será el definitivo. Dejamos las mochilas y a las siete ya estamos desayunando. Ya veis que llevamos todo el viaje madrugando bastante. El restaurante del desayuno es del hotel que organiza la excursión. Nos dicen que como esta lloviendo vamos a ir en una furgoneta que es la misma con la que nos trajeron desde el puente ayer. No sé dónde nos hubiesen metido en caso contrario, quizás en un pick-up. Suele llover por las tardes pero lo lleva haciendo desde ayer al mediodía. La furgoneta es una coreana con 12 plazas. Afortunadamente no abusan y vamos 10 extranjeros, el chofer y el guía. No sobra sitio pero no está mal. Por vernos personas mayores o porque somos los primeros nos conceden sentarnos al lado del chofer. Es uno de los vehículos más cochambrosos que he visto en Camboya. No tiene vidrios en las ventanas delanteras y en algunas más. La puerta lateral es corredera y se sale de las guías cada vez que se abre. Solo lleva limpiaparabrisas en el lado del conductor pero no funciona. En un país donde llueve todos los días y mucho, llevamos un vehículo de estas características. Más. La carretera es la peor que he visto en mi vida. No he hecho competición de todo terreno pero es que esta furgoneta es de tracción trasera. Afortunadamente como era carretera, aunque sin asfaltar, desde hace muchos años no hay barro.
El parque nacional de Bokor.
Es el más grande de Camboya. Estuvo cerrado su acceso durante los años de gobierno de los jemeres rojos, luego durante la guerra civil pues era un lugar de actividad guerrillera importante y más tarde por la tala ilegal. Dentro del parque hay sitios muy interesantes y además es un lugar con abundante vida salvaje como elefantes, tigres y leopardos aunque para ver alguno de estos tiene que pasar aquí una temporada. La guía que llevaban nuestros amigos franceses decía que había peligro de encontrarte con un tigre al que llamaban “trípode” porque estaba herido en una pata. Parecía de chiste. Si ves en un documental de la 2 que los grandes carnívoros en cuanto tienen cualquier defecto son eliminados no me imagino a un tigre con tres patas intentando cazar en un bosque de una densidad enorme. A los franceses les conté lo de Victor Mature que también le llamaban como al tigre pero éste parece que sí cazaba.
Ahora cobran 5 dólares por la entrada en el parque y los de la guía que son muy sensibles dicen que esperan que eso ayude a los ingresos de los “rangers” y así puedan combatir la tala ilegal. Y después de años de ver películas donde yo asociaba “ranger” a un policía que lo sabía todo y era muy hábil en la persecución del malhechor, acabo de descubrir que la traducción de “ranger” es “guarda forestal”, como los de ICONA cuando no había autonomías y España era una. Que grande y libre hace muchos siglos que no lo es.
La tala ilegal.
Es uno de los grandes problemas de Camboya como también lo es en Laos. Dos países con unas de las principales masas de lo que se llama “bosque primario” y que están sufriendo la codicia de las empresas madereras, sobre todo tailandesas y australianas. En los años 60 Camboya tenía el 75% de su territorio cubierto de bosques tropicales húmedos. A finales de los 90 quedaba un 30%. ¡En treinta años! Y la mitad era de bosque primario. Mucha de esa deforestación se ha llevado a cabo dentro de la tala legal aunque no deja de ser una barbaridad. Aquí se incluye corrupción y connivencia entre políticos, empresarios y militares. Y sólo quedan los parques naturales donde no hay tala legal pero se sigue sacando madera de forma ilegal. Pero cuando estás aquí comprendes que es imposible en un lugar como éste sin accesos que alguien haga algo sin que se enteren los policías y militares. A esto se añade que los militares tailandeses están construyendo carreteras dentro de Camboya cruzando bosques con maquinaria pesada y haciendo desaparecer áreas enteras de árboles hacia la frontera tailandesa desde donde luego aparecen en…¡pues en tu jardín! Porque, querido consumidor, al final de la cadena estás tú y tu chalet acosado. Que estás encantado con tus sillas y hamacas de maderas tropicales. Sí, ya sé que hay maderas certificadas pero ese hambre de diamantes que provoca guerras y matanzas en el África occidental. O esos cambios continuos de teléfono celular que ha provocado guerras y matanzas en el Congo, pues menos cruel pero el deseo de tener muebles preciosos en tu jardincito…Mi amigo Juanjo era, y espero que lo siga siendo, un ferviente defensor del plástico. Es duradero, limpio, puede ser barato y no tienes que destruir los bosques y selvas del mundo.

Una respuesta to “24. Kampot I.”

  1. LUIGI Says:

    ¿Limpiaparabrisas sin cristal donde actuar? y lo que es mejor ¿hacia donde se dirige el líquido del mismo?. Menos mal que no funcionaban!

    Aquí ya no se si nos queda o no bosque primario pero lo que si he sentido es una vegüenza y tristeza enorme al ver esta misma situación en nuestra masificada costa y en muchos de nuestros parajes arboreos. Debido gracias al poder de algunos listillos con el ladrillo. Por no hablar de los desgraciados incendios que este año han asolado la península.

    Además en cuanto al uso de plástico tiene otra ventaja y es que se regenera como una lombriz. Todos los plásticos que tiramos a la basura, son exportados a China para que después de un proceso de reciclaje no sean devueltos en esos maravillosos utensilios que todos usamos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.